Mazda CX-5: La revolución de Mazda llega a Colombia

20 0
Esta es la revolución mundial en la ingeniería del automóvil de los últimos tiempos.

 Siempre innovando, siempre en movimiento, Mazda redefine hoy el futuro de los vehículos con el lanzamiento de la SUV Mazda CX-5, primer modelo de la marca que incorpora plenamente la tecnología SKYACTIV y su nuevo concepto de diseño “KODO — Alma del Movimiento”.

Lanzado ya en los mercados de Australia, Europa, Japón y Estados Unidos que la han acogido como el vehículo más importante de la década, Mazda CX-5 marca el paso a seguir para la siguiente generación de modelos Mazda en el mundo, gracias a SKYACTIV, tecnología considerada la revolución mundial en la ingeniería del automóvil de los últimos tiempos, un conjunto integral de tecnologías que involucran eficiencia en consumo de combustible y cuidado del medio ambiente, junto con diversión, desempeño y seguridad, ingeniería y dinamismo. Por eso, en Mazda CX-5 se sentirá aún más la unión entre vehículo y conductor, porque este último lo llevará por donde quiera, y la máquina le responderá como él precisamente espera.

Y la nueva SUV lo logra gracias a una nueva idea en la concepción y rendimiento tanto de los motores y transmisiones como de la carrocería y la suspensión. Todo lo japonés se piensa en conjunto, no en individualidad, de ahí que el vehículo complementa todos sus sistemas para brindar comodidad, seguridad, respuesta y economía. Entre otras cualidades, Mazda CX-5 encontró el punto ideal entre peso y resistencia. El objetivo de ingeniería era reducir el peso del vehículo, y al mismo tiempo ofrecer la mayor seguridad. En este último punto, Mazda rediseñó su chasís y carrocería con materiales ultramodernos y los combinó con sistemas de seguridad activa nunca antes vistos en su segmento.
La base para la nueva apariencia de los modelos Mazda, y específicamente para Mazda CX-5, es el nuevo concepto de diseño KODO – Alma del Movimiento -, con un frente audaz y fuerte que muestra la rediseñada grilla de cinco puntos.

En el interior, el habitáculo espacioso y sofisticado demuestra claramente cómo este vehículo fue construido para el mundo de hoy. Con características Karakuri, única en la forma de abatir el asiento trasero en tres zonas, y un sistema de información y entretenimiento intuitivo, la empresa japonesa eleva los niveles de conveniencia y flexibilidad dentro de la cabina. Por eso, gracias a su versatilidad interior, su manejo predecible, sensible, su liderazgo en economía de combustible y bajas emisiones de CO2, Mazda CX-5 sube el listón para el segmento de los SUV compactos en todo el mundo.

KODO, NUEVO CONCEPTO DE DISEÑO PARA UN MODELO SUPERIOR
Mazda quiso entrar en el competido segmento de las SUV con un vehículo que fuera admirado más allá de su dibujo. También pensó que debía evocar emoción y pasión dignas de la insignia de la marca. Por tanto, Mazda CX-5 es el primer modelo de producción que cuentan con diseño “Kodo – Alma del movimiento”
Siguiendo los pasos del vehículo conceptual Mazda MINAGI develado en el Salón del Automóvil de Ginebra en marzo de 2011, el dinamismo de Mazda CX-5 se basó en los movimientos del guepardo: “Para Mazda CX-5 nos inspiramos en estos felinos; su ágil juego de patas y manos, y la manera en que usan todo su cuerpo como resorte para acelerar rápidamente y cambiar de dirección, al instante emanan una gran energía. Ese movimiento hermoso y eficiente propusimos llevarlo a la apariencia del SUV con el lenguaje de diseño KODO”, dijo Masashi Nakayama, Jefe de Diseño de Mazda.

El resultado fue un diseño exterior sofisticado que expresa la fortaleza y la funcionalidad de una SUV, al tiempo que también proyecta un sentido elegante del movimiento, tal y como ha sido exclusivo de Mazda. El contorno de una línea que simula un ala en vuelo corre a través de la parte inferior de la parrilla antes de extenderse a los faros delanteros de diseño tridimensional. La misma forma el centro de una fisonomía familiar de nueva generación que refina la característica parrilla de cinco puntos de Mazda. A su vez, el diseño y la posición de los faros delanteros fueron inspirados en la mirada intensa de un guepardo agazapado. La parte lateral está llena de dinámica hacia adelante, donde se observan las proporciones de cuña aerodinámica. Las líneas expresan la tensión y la liberación que alberga el tema de diseño KODO, dando la impresión de una musculatura lista para la acción.
En la zona posterior, los guardabarros traseros otorgan una postura bien plantada, mientras que la ventanilla trasera de marcada inclinación hace su aporte a la sensación de dinamismo deportivo. Este ágil diseño sustituye el aspecto generalmente carente de gracia de los SUV por un diseño fresco y emocionante.

INTERIOR, TRABAJO ARTESANAL PARA UN LUGAR ESPECIAL
Para el interior, Mazda creó una cabina orientada al conductor con un diseño sólido y de alta calidad que refleja la potencia y la extrema rigidez del vehículo. La orientación tiene por objeto estimular el deseo de tomar el volante y conducir. La profundidad de los medidores atrae la atención del conductor al panel de instrumentos presentando un “lugar especial” que recuerda a los autos deportivos Mazda. Aquí es importante anotar que la iluminación de los relojes se ha cambiado del actual rojo ámbar de Mazda a blanca, y a las agujas se les ha dado una apariencia metálica para imprimirles un aspecto clásico.

El diseño interior está determinado por el concepto “Artesanía de Diseño”, una armonía integral y una sensación de autenticidad que dan la impresión de que todo ha sido concebido por una misma persona. En particular, esto se concentra en la continuidad de las piezas moldeadas, en la armonía de la estructura y en la eliminación de todo indicio de separación entre las piezas.

El tapizado del panel de instrumentos y las puertas está cubierto de un material suave con un acabado de lujo, muy diferente a la impresión ordinaria causada por el plástico. Las piezas de mayor uso como los brazos del volante y las manijas interiores tienen un acabado cromado satinado para una sensación de calidad aún más alta. En total, el interior de MazdaCX-5 es un magnífico reflejo de las refinadas y deportivas características del vehículo. Por su parte, los asientos entregan un excelente agarre lateral, sin comprometer el confort de los pasajeros, incluso en viajes largos.

No hay que olvidar el espacio interior, uno de los puntos fuertes de Mazda CX-5. Frente a sus rivales presenta mejores cifras de altura, longitud y ancho de cabina. Asimismo, en espacio para el equipaje, pues tiene una capacidad incluso mayor que el albergado por la Mazda CX-7.
En cuanto a la dinámica de manejo, Mazda CX-5 se desarrolló con una doble perspectiva: el comportamiento del vehículo y también lo que siente el conductor. A fin de lograr el segundo punto, los ingenieros de Mazda trabajaron para maximizar la facilidad de uso en cada interconexión entre el auto y el conductor — incluyendo la dirección y los pedales — así como para aumentar el campo de visión del conductor.

El objetivo que se cumple es la previsibilidad, para asegurar que el vehículo no lleve a cabo movimientos autónomos sino los indicados por el conductor. Igual ocurre con la sincronización, donde cada operación tiene una respuesta óptima del vehículo. Así, el conductor puede sentir rápidamente si el vehículo se está desplazando tal como desea. Toda esta armonía permite aumentar la sensibilidad entre el conductor y Mazda CX-5 para ser uno solo.

SKYACTIV, REVOLUCIÓN MUNDIAL EN LA INGENIERÍA
Apuesta de Mazda que redefine el futuro de la tecnología en la fabricación de las nuevas generaciones de vehículos, es un conjunto integral de tecnologías únicas y originales de Mazda que por primera vez se instalan en un vehículo de serie como Mazda CX-5. Todas contribuyen a optimizar la seguridad y resistencia del chasís y la carrocería; a reducir el peso de las mismas utilizando materiales de última generación, y a elevar el desempeño de motores y transmisiones, para ofrecer altos índices de fuerza y potencia sin aumentar el consumo de combustible ni las emisiones de CO2. Es más, las reduce a niveles donde su competencia demorará años en llegar.

Para Colombia, Mazda ha dispuesto dos versiones de Mazda CX-5, ambas a gasolina: La de tracción 2WD y la de tracción AWD. Ambas instalan un motor cuatro cilindros a gasolina, 2.0 L y con las variantes de cajas mecánicas y automáticas de seis marchas.

Ya para equipamiento, Mazda cuenta con dos versiones: MID y HIGH. La primera viene solo en tracción delantera, mientras la segunda se puede conseguir tanto en 4×2 como en AWD. Las principales diferencias entre una y otra radican en el aire acondicionado, que es automático-dual en la HIGH, así como en el bluetooth, la pantalla central táctil a color, el control de velocidad de crucero, los sensores de lluvia y luces, así como el monitor de reversa que sólo están presentes en la versión HIGH.


TRENES DE POTENCIA SKYACTIV
El motor de gasolina e inyección directa SKYACTIV-G 2.0 es una nueva generación de alta eficiencia que brinda un abundante torque para una aceleración que se ajusta con precisión a las intenciones del conductor, junto con una extraordinaria eficiencia de combustible.
El secreto es una relación de compresión sin precedentes de 13,0:1. Tomando una serie de medidas, como el nuevo sistema de escape 4-2-1, para eliminar el golpeteo presente en altas relaciones de compresión. El sistema alarga con eficacia el múltiple de escape para reducir la acumulación de gas residual de alta temperatura en la cámara de combustión. Como resultado, el SKYACTIV-G 2.0 entrega un torque máximo de 20,39 Kg*m a 4.000 rpm y una potencia máxima de 153 caballos a 6.000 rpm (en los modelos 4X2). La aceleración es de 0-100 km/h en 9,2 segundos y alcanza una velocidad máxima de 200 km / h. El consumo es equivalente a un vehículo sedan de la misma motorización, y unas emisiones de 139 gr/km, entre los mejores de su clase. Esto se debe en parte al nuevo sistema de inyección directa, que dispersa el combustible a través de los inyectores de seis orificios garantizando una mezcla homogénea de aire-combustible.

A su vez, la versión AWD de Mazda CX-5 registra de 0-100 km / h en 10,5 segundos (caja manual) y 9,6 segundos (caja automática) con tope de velocidades de 197 km /h y 187 km/h respectivamente. Las emisiones de 155 g / km para ambas versiones AWD.
Para la transmisión automática de seis velocidades SKYACTIV-DRIVE, Mazda escogió de forma selectiva las mejores ventajas de todas las transmisiones automáticas modernas. El resultado es un equilibrio de alto nivel entre la sensación directa de una transmisión manual, unos cambios suaves y una excelente economía de combustible.

La caja manual de seis velocidades SKYACTIV-MT ofrece la sensación de cambios deportivos del Mazda MX-5. Su diseño liviano y compacto contribuye a la eficiencia de combustible a través de una reducida fricción mecánica y una mejorada eficiencia del espacio.

CHASIS Y CARROCERÍA SKYACTIV
El conjunto del chasís y carrocería de Mazda CX-5 mide 4,54 metros de largo, 1,84 de ancho y 1,67 de alto. El peso que registra en balanza es de 1448 kgs para la versión de caja automática (4×2), y 1421 para la de caja manual 4×2.
Una suspensión delantera McPherson y una configuración multibrazo en la trasera ayudan al SKYACTIV-CHASSIS a entregar la sensación Jinba Ittai, sello distintivo de Mazda y que no es otra cosa que la sensación de unidad entre el conductor y su auto, origen de la diversión al conducir.
La geometría de las articulaciones de la suspensión y las características de los amortiguadores se han optimizado para asegurar una respuesta ligera y lineal de la dirección, asegurando mayor agilidad a velocidades bajas y medias junto con una excelente estabilidad a altas velocidades. Los amortiguadores traseros cuentan con una disposición inclinada para una mayor comodidad de marcha incluso sobre superficies con baches.
Un sistema de dirección de asistencia eléctrica ofrece un control preciso que corresponde a la velocidad del vehículo. A velocidades baja y media proporciona una respuesta natural y una sensación lineal desde las entradas de ángulo pequeño hasta las de ángulo grande. A altas velocidades brinda una respuesta firme e inspiradora de confianza.

Por supuesto, el chasís aumenta su eficiencia con la tracción total AWD. Allí, los ingenieros encontraron un óptimo balance entre desempeño y economía. Con este sistema Mazda se coloca en lo más alto entre la competencia, al transmitir el poder exacto minimizando las pérdidas de energía. Y cuando el AWD detecta el deslizamiento de una rueda, de inmediato el sistema reparte el torque de la manera más adecuada para lograr el equilibrio perfecto sin gastos innecesarios de combustible.

La carrocería liviana pero rígida SKYACTIV-BODY está optimizada para la estabilidad de manejo, un reducido NVH (ruido) y un superior desempeño de seguridad en colisiones. El acero de alta resistencia forma un 61% de la carrocería, con una rigidez torsional de 1.800 MPa, el más alto del mundo.
Para lograr un flujo de aire sin obstáculos debajo del vehículo y evitar la formación de remolinos detrás del mismo, el aire saliente es dirigido hacia arriba por un nuevo diseño del piso de Mazda CX-5. Esto reduce con eficacia la resistencia al aire, lo cual, junto con la optimizada forma aerodinámica de la parte superior de la carrocería, logra un notable resistencia aerodinámica de 0,33 equivalente al de un automóvil.

LA SUV MÁS SEGURA
Mazda CX-5 proporciona uno los niveles de seguridad más altos en un automóvil, acreditada por su excelente desempeño en las pruebas internas y externas de colisiones. De hecho, lanzada ya en el mercado estadounidense y europeo, ha recibido las máximas distinciones en este sentido. A pocos días de obtener la más alta calificación de seguridad del Insurance Institute for Highway Safety (IIHS) en Estados Unidos, ahora es Europa la que la clasifica como la más segura al recibir cinco estrellas otorgadas por la EuroNCAP.
El diseño de los pilares “A” se ha optimizado, logrando una excelente visibilidad hacia adelante en carreteras sinuosas y en intersecciones. Los espejos laterales están montados en las puertas para crear una separación entre los mismos y los pilares “A”, aspecto que posibilita al conductor chequear el entorno.

La carrocería SKYACTIV-BODY registra un peso liviano y una alta rigidez, gracias a la estructura de múltiples vías de carga y extremo delantero con una sección transversal de formato cruzado que aumenta la absorción de la energía de choques frontales, laterales y traseros. Los airbag delanteros, laterales y de cortina son equipo estándar en todos los modelos y el diseño a prueba de lesiones cervicales de los asientos delanteros reduce la posibilidad de daños en el cuello. Frenos de disco en las cuatro ruedas, sistema antibloqueo ABS, EBD y de asistencia al frenado BA, más los sistemas de controles dinámico (DSC) y de tracción (TCS). Así como, un limitador de deslizamiento (LSD) para la versión AWD, todo dentro de un paquete insuperable que reúne la mayor confianza y seguridad en un SUV compacto.

Con el lanzamiento de este modelo en el país, Colombia se une al suceso de la industria automotriz mundial, pues sin duda Mazda CX-5 marcará una nueva era en todos los modelos japoneses de ahora en adelante, gracias a la revolucionaria tecnología SKYACTIV que será referencia obligada en cuanto a Motores, transmisiones, carrocería y suspensión.

Es la eficiencia, la máxima expresión de Mazda CX-5, que los colombianos podrán probar y disfrutar a partir de hoy en toda la Red de Concesionarios Mazda a precios que oscilan entre $70´900.000 y $87´200.000.

Comentarios

Opiniones y comentarios bajo su responsabilidad

Otros links relacionados

Leave a comment